El Galatea filmado en Funchal


Ultimas novedades del Galatea
En estas páginas que se publicarán periódicamente, se incluirán las novedades que cada día  aporte el Galatea en sus singladuras. Las fotos que nos envíen los vistantes, comentarios, vídeos, anécdotas y sugerencias.
Como novedad se habilita también como espacio para poder contactar con otros galateanos, teniendo en cuenta la difusión que tiene el blog. O sea en otras palabras, que sea el castillo y la cubierta y  la toldilla del Galatea. Para ello se pueden mandar mensajes a los correos facilitados o utilizar el formulario de contacto que está en la cabecera del blog, a la derecha de la foto  principal, para solicitar que se haga el comunicado o el mensaje. Un saludo a todos y pensad que gracias a todos vosotros "El Galatea Navega de Nuevo".

Domingo 30 de noviembre de 2014. El Galatea navega de nuevo.


El Galatea, como sigue navegando en estos mares virtuales, ha realizado varias singladuras por los archivos de la filmoteca francesa, Gaumont Pathé, y ha vuelto a encontrar al Galatea en las Madeira, lugar muy frecuentado por nuestro velero. La filmación es de un cantante que es transportado en diversos medios de locomoción turística, por las calles de Funchal.
En uno de esos momentos la cámara recorre rápidamente el puerto donde se puede contemplar atracado al buque escuela Galatea. Se puede ver en el segundo 53 de la filmación.
Ir a vídeo


Hace ya algunos meses  hemos encontrado la filmación donde el Galatea es visitado en Funchal por unas señoritas, en el año 1952. Son recibidas por un alférez de fragata, que se ve que hace las labores de oficial de guardia.  Aquí os dejamos una fotos. El video se puede ver a la derecha del blog.

En esa navegación donde los serviolas estaban atento a todo lo que podía interesar al Galatea, pudieron descubrir otra filmación de casi ocho minutos excepcionales, donde se puede ver a los marineros españoles a bordo de la corbeta Nautilus, buque antecesor al Galatea, con subida a los palos inclusive. Un documento único. Están las fotografías en la entrada de este blog  "El Galatea Encuentra a la Nautilus", de todas formas  os dejamos aquí también el enlace para ir al vídeo.

En el apartado de comentarios se puede leer a Miguel Gómez Ruiz, a Arminio, a Angel Monge, a Manuel Carrasco Rubio y por fin a Castrillon, que nos tenía algo abandonados. Y no solo un comentario de Castrillon, si no que varios en los que incluso nos hace un examen de Agujas Náuticas y cuarteo de la Rosa, que Arminio en otro comentario le contesta, esperando aprobar el exámen.

Castrillon
Hola a todos los comentaristas, muy queridos y apreciados compañeros y amigos, no me resisto a escribir a los comentarios que Ureña y Miguel hacen aquí, en esta tertulia de varios años.
Para continuar leyendo ir a comentarios. 

Muy interesante relato, Ángel. Es que, como ya he comentado en alguna otra ocasión, había algunos "individuos" (en general tuve mucha suerte), que los galones les servía para dar rienda suelta a su crueldad, cosa muy distinta a la necesaria disciplina militar. Afortunadamente, en la actualidad, si esos casos se conocen, no quedaría impunes.
Para continuar leyendo ir a comentarios. 

Angel Monge
Esta semana, no he parado de oír lo de los pies negros y descalzos, antes de entrar en materia tengo que decir, que lo que está mal hecho, está mal en El Galatea o en cualquier otro barco, ir navegando descalzo es una temeridad , te das golpes con todo lo que encuentras los pies se deforman, se pueden producir infecciones, y los pies tienden a sangrar, suerte que el agua de mar tiene poder desinfectante, sino a más de uno le faltaría algún dedo de los pies.
Para continuar leyendo ir a comentarios. 

Arminio
Buenas tardes a todos, a Ureña por el magnífico y extenso comentario y a Miguel por este otros donde además de la provisión del buque nos habla de las lonas que se ponían debajo de las escalas.
Para continuar leyendo ir a comentarios. 

Miguel Gómez
Hola a todos, tanto activos como pasivos amigos del Galatea, hoy me asomo a este portillo, e intento divisar todo lo que este pequeño orificio me deja ver, que no es mucho, pero aun así me sobra cobertura visual, puede que por ser día festivo y un tanto tortuoso climatológicamente, la actividad en cubierta es nula, por lo que me remito a los recuerdos que  aún emergen de mi ya gastada memoria.

Para continuar leyendo ir a comentarios.